01 octubre 2010

Huelga General - 29S


En el momento que escribo estas líneas (que fue ayer) acabo de leer, no sin cierta sorpresa, que a la manifestación de Madrid acudieron, según la empresa Lynce, 17223 personas... Por otra parte la Policía Nacional dice que fueron 40000, El País calcula que unos 95000, y los sindicatos que medio millón. Bien, yo estuve en dicha manifestación, y la primera de las cifras me parece simplemente ridícula, la segunda tampoco me parece realista, la del mencionado diario al menos no es tan rácana y la de los sindicatos no sé, quizá sea algo exagerada, pero viendo que había una marea de gente que iba ininterrumpidamente desde Neptuno hasta Sol es posible que en esta ocasión no se alejen tanto de la realidad. Y es que, lo que es a pie de calle, impresionaba la masa de gente, no había visto tanta junta desde la celebración del pasado mundial.


El ambiente durante la protesta fue muy bueno, hasta donde yo vi nadie hizo ninguna tontería, lo más parecido a ello fue un chaval que pegó un adhesivo de "Cerrado por Huelga" en un edificio de la Comunidad de Madrid, y para ello tuvo que escalar; se ganó de todos los presentes una gran ovación. Fue significativo también un hecho que se palpaba en el ambiente y que se vio claramente en algunas pancartas y un par de actos de protesta: la gente sigue cabreada con los sindicatos. Algunos de los manifestantes llevaban pequeñas pancartas criticando a los mismos, así, un grupo de unas veinte personas en la Cuesta Moyano también lanzaron diatribas contra los sindicatos mayoritarios y sus dirigentes; mientras que ya en Sol desplegaron una enorme pancarta en el edificio de Tío Pepe (ahí os pongo una foto para que lo veáis), donde de nuevo se criticaba a los dirigentes, el despliegue de este cartel también provocó el aplauso de la mayoría de los manifestantes. Todo ello, obviamente, no debería quedarse en una anécdota, sino que tanto Méndez como Toxo tendrían que tomar nota y dejarse de timideces, o sea, deberían olvidar esa política de mantener una falsa "paz social" y convertir tanto a UGT como CCOO en dos sindicatos verdaderamente combativos, que luchen por los derechos de los trabajadores. Porque no hay que equivocarse en señalar a los sindicatos como "malos", puesto que la inmensa mayoría de sus bases dudo mucho que aprobaran la pasividad de sus dirigentes, en todo caso es a estos últimos a los que hay que criticar, no al conjunto.


Pero yendo al tema principal de la historia, que no son los sindicatos ni los sindicalistas, a los que los medios conservadores han atacado brutalmente estas últimas semanas con una campaña de difamación y de meter miedo a la gente hacía ellos (con los piquetes fundamentalmente), afirmando que van a comer a tal lugar o de vacaciones a aquel otro en una muestra exuberante de periodismo de calidad. El tema es el porqué de las protestas, protestas que no sólo se han producido en España con la Huelga General, sino en toda Europa con diversas manifestaciones, con todo ello las gentes de toda Europa les están mandado un claro mensaje a los gobiernos: No queremos más recortes en nuestros derechos, no queremos que el mercado sea el que gobierne, no queremos que nos alarguen la edad de jubilación, ni que congelen las pensiones ni los sueldos de los funcionarios (¡ni de nadie!), queremos una sociedad más justa en la que el que más tenga más pague. Basta ya de concesiones a aquellos que han provocado esta crisis, estamos hartos de ser siempre los mismos quienes paguemos los platos rotos.


Para los de la CEOE "no pasó nada", el miércoles nadie hizo Huelga General salvo los que, dicen, la hicieron forzados por los piquetes coactivos (que seguro que hubo algunos de ese estilo, pero ellos coaccionan a sus empleados durante todo el año y no declaran nada sobre ello). Bien saben que se equivocan, de hecho tienen miedo de la posibilidad de que la gente dejen de temerles y se rebelen, de que aquellas personas que aun hoy piensa que una huelga o una protesta no sirve para nada, aquellos que no se dan cuenta de que juntos somos la mayor de las fuerzas, que tenemos el verdadero poder, que si nos unimos podemos paralizar el país (y el miércoles se hizo en buena medida por mucho que lo nieguen). ¿Miedo? Sí, claro que hay miedo, pero no somos nosotros quienes deberíamos tenerlo.



Fotos: diferentes momentos de la manifestación en Madrid. También aprovecho y os pongo un vídeo para que veáis el ambiente que había en la manifestación madrileña.




PD: Si os interesa ver alguno más sólo tenéis que buscarme en Youtube.

2 comentarios:

Bibliotecario dijo...

Mira, no voy a decir que nadie hizo huelga el miercoles. Pero si te digo, que mi jefe cerro por miedo a los piquetes.
Yo vi, como estos obligaban a cerrar a muchos comercios, manchandoles los escaparates, o tirandoles todo por los suelos. Especialemte sangrante un bar que cerraron asi ¡Despues de estar una hora antes desayunando en el!

Te aseguro que el 90% de los comercios que cerraron en Getafe ese dia, fue por los piquetes, no porque quisieran. Ver a estos en la calle principal de Getafe, arriba y abajo de "patrulla", era vergonzoso.

Por cosas como estas, nadie de las empresas pequeñas quiere a los sindicatos: No hacen nada por ellas, y en ocasiones como esta te puetean.

neovallense dijo...

Desde luego no me gusta eso de los piquetes que obligan a cerrar comercios, pero también es cierto que la mayoría de los trabajadores de las pequeñas empresas (y de las no tan pequeñas, pero en estas se suele hacer más) no hacen huelga por simple miedo a que al jefe se le vaya meter entre ceja y ceja y lo despida ante la mínima excusa, si no existiera ese temor tampoco deberían existir los piquetes, aunque esos piquetes se deberían dedicar exclusivamente a convencer a los trabajadores a través del diálogo (que desde luego es más difícil que de la otra manera, pero así debería de ser).

Lo ideal sería que no hicieran falta ningún tipo de piquetes, que la gente estuviera sufucientemente concienciada. Pero eso es todavía más difícil.

Un saludo.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...