13 febrero 2012

Underdog, de Noiry

Underdog era el Gaijin que me faltaba por leerme de la segunda hornada, cuya lectura afrontaba no con muchas expectativas, principalmente porque he leído algunos comentarios negativos. Estoy de acuerdo que no es la hostia, pero no me ha dejado con malas sensaciones.

Black Dog es un soldado de un grupo de fuerzas de paz llamadas Canidae, en una de sus misiones incumple una orden, y poco después le pegan un tiro en la cabeza, aunque antes de que la bala llegue a impactarle la Muerte se le aparece y le propone un trato: seguir viviendo a cambio de su nombre. Black Dog acepta y, tras un despertar desagradable, va en busca de respuestas.

La asturiana Noiry (Tamara Álvarez) es la autora (aunque también ha tenido la ayuda con el guión de Black Velvet -Laia Montserrat- en varios capítulos) de Underdog, el que supone su debut en el mundo profesional del tebeo, ya que anteriormente tan sólo ha colaborado en algún fanzine, realizado carteles e ilustraciones para salones de manga, y también consiguió un premio en un concurso organizado por Ficomic.

Underdog, como ya apunto en el primer párrafo, me ha resultado una lectura amena e interesante, sobre todo en los primeros capítulos, cuando se van presentando los personajes y se empieza a desarrollar la trama. Está claro que la autora, como afirma ella misma en las páginas de extras, quería reflexionar sobre diversos temas como la guerra o la espiritualidad, y aunque dichas reflexiones, quizá por la limitación de espacio, no resultan especialmente profundas, o al menos no llegan hasta caminos diferentes de los que ya han transitado autores en diversos medios, sí que tienen puntos de interés (como la misa de Ada, el epílogo, o la moralidad de Black Dog).

El estilo de dibujo de Noiry (al menos el que ha empleado en esta obra) es bastante oscuro y “serio”, con un diseño de personajes atractivos pero de ejecución irregular, lo mismo te deleita en una viñeta con un dibujo muy atrayente, que en la siguiente te ofrece una imagen más mediocre. Lo cierto es que me da la impresión de que Noiry es mejor ilustradora que dibujante (la portada y contraportada son muy chulas, o la ilustración que realizó para los extras de La canción de Ariadna, por ejemplo), pero no dudo que en futuras obras mejorará en este aspecto, por lo que habrá que estar atentos.

La edición de Glénat sigue las mismas directrices que el resto de la Línea Gaijin, por lo que tenemos una presentación de la obra muy atractiva, con sus sobrecubiertas, encuadernación en tapa blanda y papel que no te deja leer la página siguiente o anterior (o sea, que es de una calidad más que aceptable), así como una buena impresión. En cuanto al número de páginas rondan las ciento noventa y dos, ciento sesenta y cinco correspondientes al manga, cuatro a las páginas iniciales, y veintitrés a los extras, donde podemos encontrar una misiva de la autora y su Black Velvet, y varias anotaciones sobre el proceso creativo, incluyendo curiosidades como lo referente a la leyendas sobre perros y especialmente de canes de pelaje negro; por supuesto también incluye una estupenda galería de autores invitados, y en la página final los consabidos agradecimientos.

En fin, que Underdog es, por temática, la obra más seria, junto con Himawari, de la Línea Gaijin, un cómic que si bien no resulta de lectura apasionante sí que entretiene de la primera a la última página.


LO MEJOR:
-Los dos o tres primeros capítulos me resultaron muy interesantes.
-Oblique, está chulo este efímero personaje.

LO PEOR:
-Respecto al dibujo le queda mucho que evolucionar; algunos escenarios le salen un tanto cuadriculados.
-Algunos personajes están desaprovechados.
-Llevan muy fácilmente a cierto lugar a Grey Wolf. Que tarden tanto en eliminar o esconder pruebas tan evidentes resta credibilidad.

Como en casi todos los tomos de los gaijines, he aquí el dibujico que me realizó la autora en el Expomanga 2011:


6 comentarios:

Noiry dijo...

Gracias por tu opinión :)
Ahora con perspectiva noto mucho más que el tomo se me quedó corto para lo que quería hacer, pero de todo se aprende :3

Neovallense dijo...

No hay de qué, Noiry, espero que te haya resultado constructiva.

El tiempo es el mejor juez para cualquier cosa, incluído los cómics (o las reseñas sobre cómics, jejeje). Al releer una obra que uno mismo ha realizado se ven más claramente los aciertos y errores.

Un saludete ^^

Pilar Alberdi dijo...

Me encanta saber que las mujeres ya se hacen ver dentro del campo del cómic.
Saludos.

Neovallense dijo...

De hecho, en lo que respecta a la Línea Gaijin, casi todos los autores no son autores, sino autoras. en estos últimos años las féminas se han convertido no solo en grandes consumidoras de cómic (especialmente 'manga'), sino en creadoras.

Un saludo, Pilar, y gracias por tu comentario.

Bibliotecario dijo...

"la Muerte se le aparece y le propone un trato: seguir viviendo a cambio de su nombre"

Joer, que barato esta comprar una vida ultimamente no XD.

Neovallense dijo...

Solo hay que ver Telecinco para darse cuenta de ello, Bibliotecario.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...