17 marzo 2010

Al límite

Mel Gibson vuelve a la actuación después de varios años sin ponerse delante de una cámara, y lo hace, no podía ser de otro modo, con un papel de agente policial. Él es Thomas Craven, el cual tiene la mala fortuna no sólo de que maten a su única hija, sino de que lo hagan delante de sus narices. Tras ello, lógicamente, se pone a investigar y acaba descubriendo que el caso no es tan simple como pudiera parecer en un principio.

Al límite (Edge of Darkness) es, como se puede dilucidar, un thriller policiaco de corte bastante clásico; y con clásico quiero decir que resuma al cine, del mencionado género, realizado en los años ochenta, y precisamente de esa época es la serie británica en la que se basa, y que, al igual que su adaptación cinematográfica, se encargó de dirigir Martin Campbell (La máscara del Zorro, Casino Royale). Pero aun siendo su tema tan manido (¿cuántas películas sobre policías y venganzas se han hecho ya?), y por lo tanto en muchos aspectos previsible, consigue mantener cierta intriga y sobre todo mantiene una tensión latente, que cuando se desata al final deja pocos títeres con cabeza (y yo al menos, que no he visto la serie original, no me esperaba eso), y por el camino nos regala alguna que otra escena bastante impactante. Pero curiosamente no es lo que se podría considerar como un film de acción, sino que se centra más en la investigación, así quien espere un Arma letal 5 se equivoca.

Hablando ya del elenco interpretativo obviamente nos encontramos ante un largometraje para mayor lucimiento de un sobrio Mel Gibson (Braveheart), siendo el resto de intérpretes secundarios más o menos importantes dentro de la trama. Como un ambiguo Ray Winstone (Beowulf, Indiana Jones y el reino de la calavera de cristal), a Bojana Novakovic (Arrástrame al infierno) como la hija del protagonista, Jay O. Sanders (al que probablemente conozcáis por su papel en la serie Ley y Orden) es el compañero de profesión de Craven; el prácticamente desconocido Shawn Roberts (Resident Evil 4: Afterlife) es el novio de Emma Craven y Danny Huston (X-Men Orígenes: Lobezno) es Jack Bennett, director de una importante empresa. Personalmente creo que en su conjunto el trabajo de los actores es bastante correcto, aunque quizá no hay ningún personaje que aporte nada nuevo a lo visto ya en muchos otros filmes de este género.

Al límite es por lo tanto un entretenido film policiaco con más de una escena que impacta, un reparto interesante y una historia que sin llegar a ser original se deja ver. Especialmente recomendada para aquellos que echábamos de menos la faceta interpretativa de su protagonista.


LO MEJOR:
-Que Mel Gibson vuelva a actuar.
-Hay alguna escena realmente impactante.
-El desenlace.

LO PEOR:
-Nada original en el horizonte.

¿Quién debería verla?
Como indico en el último párrafo, sobre todo los que ya teníamos ganas que Mel Gibson volviera a ponerse delante de una cámara; pero también disfrutarán aquellos que gusten del género policiaco en general.

¿Y quién no?
Obviamente si no te gustan los films de policías, y sobre todo si buscas una peli de acción pura y dura, ésta no lo es, y, por cierto, apenas tiene humor.

La próxima:
Mel Gibson no volverá a esperar otros muchos años para actuar, sino que ha sido dirigido por Jodie Foster en The Beaver.

Y como director:
Tampoco se prodiga mucho como director (al menos no tanto como muchos quisiéramos), pero la próxima película que se rodará bajo sus órdenes será una de vikingos. Ya sólo con eso (viendo lo que hizo en la fantástica Apocalypto) se me ponen los dientes largos.


Leer critica Al limite (edge of darkness) en Muchocine.net

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...