02 noviembre 2011

Capitán Trueno y el Santo Grial

Años llevábamos esperando que trasladaran a la gran pantalla las aventuras del personaje creado por Víctor Mora y Ambrós en 1956. Juanma Bajo Ulloa lo intentó infructuosamente, posteriormente se habló que Calparsoro podría hacerse cargo del proyecto, para finalmente ser Antonio Hernández el que se llevara el héroe al agua. Para ello eligió como Capitán Trueno a Sergio Peris-Mencheta (Resident Evil: Ultratumba), con quien ya trabajó en Los Borgia, Natasha Yarovenko (Habitación en Roma) fue la seleccionada para dar vida a Sigrid, mientras que el atleta Manuel Martínez se metería en la piel de Goliat y Adrián Lamana (Cuéntame cómo pasó) en la de Crispín. Después de reunir el reparto sólo faltaban unos milloncejos de presupuesto (entre 10 y 15) y comenzar a rodar..., y, sorprendentemente, se rodó.

Ya cuando salió el teaser tráiler no pintaba bien la cosa, pero aún así yo era de los que le daban otro voto de confianza. Pero al aparecer, tiempo después, el tráiler final ya estaba claro que iba a ser un desastre, aún así, cuantas más críticas negativas leía, más curiosidad tenía por verla, por lo que acabé metido en una sala de cine para comprobar por mí mismo si era tan mala como decían o si por lo contrario era una buena adaptación. Y sí, es una mala película, pero, ¡cáspita!, al menos no se le puede negar que han intentado hacer una buena adaptación.

La aventura comienza en Palestina, donde Trueno y sus amigos participan en la Cruzada del rey Ricardo (de dicho rey hizo Sean Connery en Robin Hood, príncipe de los ladrones, sólo que aquí no sale Connery). Durante el asalto a un castillo, Trueno se topa con un viejo que tiene escondido un valioso cáliz en su celda (me pregunto cómo demonios ocultó una cosa tan grande cuando lo apresaron), el viejo le pide que lo lleve a España y busque a un caballero custodio. Posteriormente, Ricardo le pedirá al Capi, precisamente, que vaya a España para investigar sobre una misteriosa carta, y de paso que custodie a la (bella) princesa Sigrid.

La filmografía española no es lo que se dice muy amplia en lo que respecta al cine de aventuras, quizá El corazón del guerrero pueda ser considerado una muestra de ello, pero fuera parte de ese título (que no he tenido el placer de ver todavía) no me viene a la memoria ningún filme español que se adscriba al género, por lo que Capitán Trueno y el Santo Grial (ídem, 2011) era una oportunidad única para realizar una gran película de aventuras. Por desgracia, y a pesar de contar con un buen presupuesto, el intento ha resultado ser fallido, firmando Antonio Hernández una obra carente de sentido de la aventura, con unas escenas de acción por lo general muy mal rodadas, mareantes en ocasiones gracias a un montaje de planos de dos segundos, y además con un guión que tampoco es que sea una maravilla. A todo ello hay que sumarle un casting que cojea. Peris-Mencheta, aunque físicamente cumple, no se le ve convencido en su papel, a Natasha Yarovenko tampoco se le ve muy suelta; pero si hay uno que falla de pleno es Manuel Martínez, que sí, es la viva imagen del Goliat del tebeo, pero tiene muchas limitaciones como actor, y cada vez que habla (que no lo hace mucho, quizá porque el propio realizador veía las acotaciones del atleta) se nota. Para mí, el personaje más carismático es uno de los malos, interpretado por Ramón Langa.

Por si fuera poco, y una vez estrenada la película, su protagonista, a través de su cuenta en Twitter, ha despotricado contra el director así como el guionista y productor, Pau Vergara, afirmando que aún le deben dinero, además no se presentó en un evento promocional, asegurando que nadie le había avisado. Y más polémica hay que añadir a eso, ya que el actual presidente de la Academia soltó unas perlitas cuanto menos que polémicas viniendo de quien viene.

En fin, que Capitán Trueno y el Santo Grial dejará a pocos contentos (no sé qué tipo de personas le pone un 10 en Filmaffinity), uno no puede dejar de preguntarse qué han hecho con el dinero que tenían de presupuesto.


LO MEJOR:
-Los primeros 20-30 minutos son rescatables, fuera parte de ello hay algunos momentos e imágenes potentes, tal y como debería haber sido el resto de la película.
-Que Elsa Pataky no haya hecho de Sigrid.

LO PEOR:
-La mayoría de las peleas están mal rodadas y/o montadas.
-Que se ha perdido una gran oportunidad de realizar una buena película de aventuras hispanas.

¿Quién debería verla?
Los curiosos.

4 comentarios:

Mad Max dijo...

Se veía venir... si la hubieran rodado hace unos añitos, antes de la 'crisis', quizás hubiera tenido una oportunidad y creo que Juanma Bajo ulloa podía haber hecho algo 'digno' y que no 'apestase' a los aficionados al cómic a ni siquiera ir al cine.

No la he visto, pero supongo que será algo mejor que la adaptación de "Dragon Ball" que hicieron en Hollywood ¿No?

Neovallense dijo...

Como adaptación sí que es mejor que "Dragon Ball Evolution", pero como película podría ser incluso peor, al menos yo me divertí más con la adaptación del manga de Toriyama (salvo el final, que era vergonzoso) que con esta versión del héroe creado por Víctor Mora.

Y no, no creo que sea por culpa de la crisis que hayan realizado una mala película, el presupuesto era suficiente para hacer una buena película de aventuras. El problema está en un guión muy pobre y una dirección torpe.

Saludetes y gracias por comentar ^^

Mad Max dijo...

Hmmmm... DBE VX Capitán Trueno... jejeje!!!

Debería ganar DBE por goleada... Gokuh es mucho Gokuh...juas!!!

A lo de la 'crisis' me refería por el tema de la 'taquilla', no de presupuesto (no me expliqué bien del todo).
Creo que antes la gente podía ir con más 'alegría' al cine, seleccionar menos las películas que veía o ir más veces al cine y 'ampliar' las posibilidades.
Ahora supongo que si vas 1 o 2 veces al cine, seleccionas en qué proyecto quieres 'invertir' tu dinero para no salir 'mosqueado'. De ahí a que muchas películas no puedan competir con Tintín, por ejemplo, a pesar de ser buenas opciones. La gente no se arriesga...

Neovallense dijo...

En este caso el mal resultado en taquilla sólo tiene un culpable: los responsables de la película.

Una pena (aunque tines razón en eso de que la gente no "arriesga", y luego van a ver bodrios que no son más de lo mismo).

Re-saludos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...