06 mayo 2018

As boas maneiras

Un poco más tarde de lo habitual, comienzo a publicar las reseñas de las películas vistas en la pasada Muestra Syfy, aunque, en esta ocasión, no habrá de todas. Tras sufrir con Un pliegue en el tiempo (el amigo y compañero Heitor escribió sobre ella y se debió quedar bastante a gusto), no estaba claro con qué nos encontraríamos en la segunda jornada, ya que la única información que manejábamos era el título del film y la visión de su cartel.

***
Clara es contratada por Ana para que la ayude hasta que dé a luz y, después, con el bebé. Todo es aparentemente normal al principio, hasta que Ana empieza a tener algunas noches extraños comportamientos.

As boas maneiras (ídem, 2017) comienza con una escena tan curiosa como divertida, una entrevista en la que la protagonista, Clara, no lo podía hacer peor si no fuese por un detalle al final de la misma. Es es el tono de este primer encuentro entre las protagonistas el que marcará todo el film, donde no deja de haber toques de comedia y que se toma su tiempo para que sucedan las cosas, desarrollando la relación entre las protagonistas, mostrándonos cómo son, contándonos su pasado..., para, a partir de un determinado momento, introducir lo extraño y, aunque el espectador sabe (o se lo imagina) el porqué del comportamiento de la futura madre, queda ahí la intriga de hasta dónde llegará y, sobre todo, si se mostrará el momento culminante...

Momento que, uno piensa, marcará el fin del film, pero que solo supone un paso más en la historia. Lo que lleva, curiosamente, a contar otra diferente, la de la crianza de un niño especial con dificultades para encajar en la sociedad, aunque eso es algo de lo que él no es consciente.

Y esta segunda parte rompe el ritmo de la película. Si bien, como ya he comentado, está contada a fuego lento, el hecho de que parezca que hay dos historias en una, hace que haya problemas en la narración, pero aún así, sobre todo si el espectador es paciente o desde el inicio se ha dejado atrapar, se superan los obstáculos y se disfruta esta segunda odisea de la protagonista.

As boas maneiras es una cinta osada, que mezcla cierto tono a cuento fantástico (incluye un flashback contado mediante ilustraciones) con una historia de amor lésbico, drama, terror, breves y minimalistas números musicales, y dos partes muy diferenciadas que da la sensación de que quizás habría sido más adecuado dividirla en dos filmes.


LO MEJOR:
-Que se trata de un film valiente, no se puede decir que Marco Dutra y Juliana Rojas, sus directores, se hayan conformado con contar una historia más.
-Isabél Zuaa y Marjorie Estiano.
-Siendo tan importante a lo largo del film, la música es uno de sus elementos más destacables.

LO PEOR:
-Es lenta.
-El hecho de que parezca que hay dos películas en una.

¿Quién debería verla?
Quien disfrute con fábulas contadas sin prisas.

¿Y quién no?
Su ritmo (y humor) no es precisamente el de Un hombre lobo americano en Londres, se toma su tiempo para desarrollar la historia, así que impacientes abstenerse.

No hay comentarios:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...